Destruir para construir


Concepto espacial es una serie de obras realizadas por nuestro queridísimo Lucio Fontana en Milán entre 1958 y 1968. Todas ellas consisten en en un lienzo que ha sido cortado ya sea una o varias veces. Prácticamente se volvió un gesto distintivo del artista, esto de hacer tajos en la superficie del lienzo o papel (ya que trabajo distintos soportes). Primero experimento haciendo pequeñas ranuras para luego evolucionar a estos cortes más decisivos. Cada corte se realizó en una sola acción con un cuchillo afilado; detrás, los lienzos fueron respaldados con una gasa negra para dar la apariencia de vacío. Fontana rompe la superficie para que el espectador pueda percibir el espacio que se encuentra más allá; el efecto del corte varía de una obra a otra. El trabajo tiene cierto carácter destructivo, son obras intensas en donde el cataclismo y la creación son dos caras de una misma moneda. La obra se desmaterializa dando paso a la espacialidad, las formas se simplifican y se liberan “un arte para la era espacial”, así lo definió él. En uno de sus manifiestos, Lucio dijo “Hace tiempo, un cirujano que vino a mi estudio me dijo que "esos agujeros" los podía hacer él perfectamente. Le contesté que yo también sé cortar una pierna, pero después el paciente muere. Si la corta él, en cambio, el asunto es distinto. Fundamentalmente distinto”. Creo que sus propias palabras resumen todo. Si bien nació en la provincia argentina de Santa Fe (Argentina), Lucio vivió entre su país natal e Italia (patria paterna); fue pintor, ceramista y escultor. Su padre también fue escultor y a mi me gusta decirle el Italo-Argentino, porque no era de acá pero tampoco era de allá. Murió en Italia en 1968.

-La obra es Concetto Spaziale Attese n°9 (1965).

#ArteContemporáneo