Un artista torturado.


“Terraza de café por la noche (1888), Vincent Van Gogh.

Van Gogh fue un pintor holandés postimpresionista* particularmente obsesivo por el uso del color, más que de los simbolismos. Él no veía a la noche negra y gris (como lo reflejan otros artistas). “Terraza de café por la noche” es su propia visión sobre el color de la noche: “Aquí tienes un nocturno pintado sin una mota de negro, solo hecho a base de un maravilloso azul, violeta y verde. En los alrededores, la luz cuadrada adquiere un tono pálido de amarillo sulfuro y amarillo verdoso. Me divierte enormemente pintar la noche del natural. Sé que lo normal es sacar un boceto de la noche y luego pintarlo durante el día, pero a mí me gusta hacerlo en el momento... lo malo es que al trabajar así, con lo oscuro que está, puedo confundir los tonos de los colores... pero es la única manera de acabar con las escenas convencionales de nocturnos con sus pobres y cetrinas luces blanquecinas.", escribió Van Gogh en una carta a su hermana Wil**. El café es en la plaza del Forum, en el centro de Arlés (una ciudad del sur de Francia). Los colores intensos, la tensión, el movimiento y la vibración presentes en esta obra son un reflejo del temperamento nervioso y su peligrosa emocionalidad (los cuales finalmente terminaron por enfermarlo). La obra la encuentran en el Museo Kröller-Müller (Países Bajos). *Postimpresionismo: Se denomina impresionistas, a los artistas que intentaron plasmar la alteración del color producto del instante en el que la luz natural los impacta; es por ello que no pintaban en los talleres y lo hacían a plena luz del sol. Los Postimpresionistas, fueron más allá y llevaron más emoción, subjetividad y expresión a su pintura. ** Mucho se sabe de Van Gogh por la correspondencia que mantuvo con su hermano Theo, su hermana Wil y otros artistas.